Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
Hoy es|sábado, noviembre 17, 2018
Usted esta en Home » Apostasía » La Iglesia Metodista quiere una forma “amable” para que las iglesias se alejen de las diferencias LGBT

La Iglesia Metodista quiere una forma “amable” para que las iglesias se alejen de las diferencias LGBT 

Un grupo teológicamente diverso de clérigos y laicos de la Iglesia Metodista Unida ha pedido a la denominación que cree un medio “amable” para permitir que las congregaciones se vayan.

El próximo febrero, el UMC tendrá una sesión especial de la Conferencia General para intentar poner fin a su debate interno sobre la postura de la denominación sobre la homosexualidad.

En una carta abierta publicada esta semana, los clérigos que se identifican como “progresistas”, “centristas” y “tradicionalistas” se han unido para pedir que la Iglesia cree un “proceso de salida amable y equitativo que pueda ser utilizado por cualquier congregación que desee hacerlo”.

La carta abierta argumenta que cualquiera que sea la decisión que alcance el UMC el año próximo, es inevitable que algunas congregaciones deseen abandonar la denominación.

“Instamos a que dicho proceso de salida se adopte antes de la consideración de cualquier modelo o solución propuesta”, declaró la carta.

“Un proceso bien definido que sea amable y equitativo proporcionará pautas consistentes para los obispos y sus gabinetes, los fideicomisarios anuales de conferencias y las congregaciones locales en todo el Metodismo Unido ya que las transiciones se determinan y negocian”.

La carta presenta algunas cosas que los signatarios consideran que debe incluir esta política de salida “amable”, permitiendo especialmente que una congregación salga de la UMC con sus bienes y propiedades y una disposición de pago que sea justa tanto para la conferencia anual como para la congregación.

“Aprobar un proceso amable y equitativo antes de que se tomen las decisiones finales ofrece la mejor posibilidad de ayudar al ‘lado ganador’ a evitar la tentación de aprovechar su posición de mayoría imponiendo obstáculos insuperables o punitivos para las congregaciones que optan por terminar su relación con el UMC “, agregó la carta.

Si bien la carta abierta se originó en la Conferencia West Ohio de la UMC, muchos otros fuera del organismo regional han firmado la carta.

El Obispo Gregory V. Palmer, jefe de la Conferencia de West Ohio, le dijo al United Methodist News Service en una entrevista publicada el jueves que tenía dudas sobre la propuesta de la carta.

“Creo que la gente le dedica mucho tiempo”, dijo el obispo Palmer. “Pero la idea de que esto se haría antes de que se atiendan todos los demás asuntos no me parece una forma proactiva de avanzar. Al hacer de esto lo primero, ¿anunciamos la derrota?”

En los últimos años, a medida que otras iglesias protestantes tradicionales han cambiado su postura para apoyar actos homosexuales, han experimentado salidas a gran escala de sus filas.

Estos a menudo han llevado a acciones legales durante años sobre las finanzas y la propiedad, con muchas congregaciones, especialmente en la Iglesia Episcopal, perdiendo sus edificios de la iglesia.

El año pasado, la Corte Suprema de Carolina del Sur dictaminó que la Iglesia Episcopal nacional tenía la legítima propiedad de la gran mayoría de las propiedades de la iglesia que formaban parte de una diócesis que se separó de la denominación en parte debido a diferencias teológicas.

Escrito por el juez Costa Pleicones, la opinión de la mayoría anuló una decisión del tribunal inferior que otorga los derechos de propiedad a la dirección de la Diócesis Episcopal de Carolina del Sur.

“Llegué a la conclusión de que las actuales disputas de propiedad y gobierno de la iglesia no son apropiadas para la resolución en los tribunales civiles y revertiría el orden en la medida en que pretenda resolver estas cuestiones”, escribió Justice Pleicones.

“Finalmente, considero que el tribunal de primera instancia cometió un error al considerar que las marcas registradas de los Demandados prevalecen sobre las marcas registradas de TEC con protección federal y, por lo tanto, también revertirían esa parte del pedido”.

 

 

Información cortesía de: The Christian Post

Add a Comment